Blog

¿Qué es el síndrome de Ménière?

La enfermedad de Ménière es una anomalía que interfiere con las señales de equilibrio y audición que van desde el oído interno al cerebro.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

El síndrome de Ménière es una anomalía en el oído interno que resulta de la acumulación de líquido endolinfático en una porción del oído interno llamado laberinto; esta acumulación interfiere con las señales de equilibrio y audición normales que van desde el oído interno al cerebro.

 

Una persona con el síndrome de Ménière va a experimentar mareos fuertes (vértigo), timbre o silbido en el oído (tinnitus), pérdida de audición y una sensación de que el oído está lleno o congestionado.

Por lo general, esta afecta un solo oído. Puede haber ataques de vértigo que aparecen de repente o después de un corto período de tinnitus o de audición amortiguada. Algunas personas tienen un ataque de vértigo sólo de vez en cuando. Otras personas pueden tener muchos ataques más seguidos durante un período de varios días. Algunas personas tienen vértigo tan extremo que pierden el equilibrio y se caen. Se puede presentar a cualquier edad, pero es más probable que ocurra en adultos entre 40 a 60 años de edad.

Aún no existe una cura, pero su médico podría recomendar algunos tratamientos como:

  • Medicamentos. Que ayuden en aliviar los mareos y disminuir la duración de estos.
  • Restricción de sal y uso de diuréticos. Reducir la sal en la dieta y tomar diuréticos ayudan a algunas personas a controlar los mareos. Esto ocurre porque se reduce la cantidad de líquido que el cuerpo retiene, lo que puede ayudar también a disminuir el volumen de líquido y la presión en el oído interno.
  • Otros cambios en la alimentación y en el comportamiento. Algunas personas indican que la cafeína, el chocolate y el alcohol empeoran sus síntomas y los evitan o limitan en su dieta. Dejar de fumar también puede ayudar a disminuir los síntomas.
  • Terapia cognitiva. La terapia cognitiva es un tipo de psicoterapia (terapia de diálogo) que ayuda a las personas a darse cuenta de cómo interpretan y reaccionan ante las experiencias de vida. Algunas personas encuentran que la terapia cognitiva les ayuda a enfrentar mejor la naturaleza inesperada de los ataques y les reduce la ansiedad sobre futuros ataques.
  • Inyecciones. Algunos médicos pueden recetar la aplicación de inyectables como corticoesteroides para reducir los mareos.
  • Tratamiento con pulsos de presión. Existe un aparato para la enfermedad de Ménière que se ajusta al oído externo y envía pulsos intermitentes de presión de aire al oído medio. Los pulsos de presión de aire parecen actuar en el líquido endolinfático para evitar mareos.
  • Cirugía. Cuando todos los demás tratamientos para aliviar el mareo han fallado, se puede recomendar una cirugía.
  • Medicina alternativa. Existen terapias médicas alternativas para tratar la enfermedad de Ménière como la acupuntura o acupresión, el tai chi o suplementos de hierbas como el ginkgo biloba, la niacina, o la raíz de jengibre; pero aún no se tiene evidencia sobre la eficacia de dichas terapias.

Asegúrese de visitar a su médico si Ud. tiene uno de estos síntomas para recibir el mejor tratamiento, recuerde no auto medicarse.